HOMICIDIOS EN EDOMEX DEMUESTRAN QUE ERUVIEL NO PUEDE CON LA INSEGURIDAD

Por. Juan Carlos Valenzuela Checa

Nezahualcóyotl, estado de México a 8 de noviembre del 2016.- La violencia registrada en los últimos días en diversos municipios del Estado de México, que hasta el mes de septiembre del presente año arroja al menos 2025 ejecuciones -150 de ellas en el Valle de Toluca, sede de los poderes estatales- relacionadas con la ola de violencia e inseguridad que priva en la entidad, son un síntoma claro de que el gobernador Eruviel Ávila Villegas no puede garantizar tranquilidad y seguridad a los más de 15 millones de mexiquenses que dice gobernar.

 

Desafortunadamente, los recientes reportes de asesinatos vinculados con la violencia e inseguridad, registrados principalmente en la capital de dicho estado y en los municipios del Valle de México, no pueden ser asumidos como nuevos ni fortuitos.

De acuerdo a información en poder del Sistema Nacional de Seguridad y de las procuradurías estatales, en lo que va del sexenio de Eruviel Ávila se han contabilizado al menos 19,610 ajusticiamientos por dicha causa en el estado, que colocan a la cuna política del actual presidente de México como la primera entidad más violenta del país.

Ante su incapacidad manifiesta, Eruviel Ávila ha tenido que pedir el apoyo del Ejército mexicano, de la Policía Federal para tratar de contener un problema que sin lugar a dudas se le ha salido de las manos, lo que viene a reeditar, ahora en el gobierno del llamado nuevo PRI, la nefasta estrategia calderonista de combate a la delincuencia organizada que arrojó más de 100 mil crímenes en todo el país.

¿Se puede contener a la inseguridad y la violencia con un operativo como el que se puso en marcha en Ecatepec, con 1600 efectivos militares en un municipio de más de 3.8 millones de habitantes, con más de 500 comunidades y ejecuciones y delincuencia en aumento?

En el colmo de la desfachatez, el gobernador mexiquense se ha atrevido conjuntamente con los presidentes municipales PRIistas a prometer seguridad y paz, a través de las estrategias de seguridad, que hasta hoy han sido un rotundo fracaso de los tres niveles de gobierno, simplemente no han dado resultados, por el contrario, se tiene un repunte en homicidios dolosos y feminicidios.

Para infortunio de los mexiquenses, el narcotráfico no es el único síntoma de la inseguridad que prevalece en el Edomex, el robo en transporte público y secuestros.

Los asaltos a mano armada y violaciones sexuales a bordo de autobuses de pasajeros que cubren diferentes rutas entre varios municipios del estado de México y el estado de Hidalgo, y de diversas rutas de transporte público que circulan por los municipios de Naucalpan, Tlalnepantla, Cuautitlán Izcalli, Tultitlán y Ecatepec, entre otros, se han vuelto una práctica recurrente a la que urge ponerle freno inmediato.

Hacemos un enérgico llamado al gobernador del estado de México, Eruviel Ávila Villegas, para que deje de nadar de a muertito y se ponga a trabajar en favor de la seguridad de los mexiquenses, a que deje de perseguir a quien abatió a delincuentes, que representaban una amenaza a la seguridad de los habitantes de la capital mexiquense y municipios vecinos.

El gobernador debe de dar con los responsables del homicidio del juez federal Vicente Antonio Bermudez Zacarias, y de los cientos de homicidas que están libres y asesinando con toda libertad en Cuautitlan Izcalli, Tecamac, Tlalnepantla y Ecatepec.

El mandatario estatal debe de reconocer que sus estrategias en materia de seguridad han sido un rotundo fracaso.

Deja un comentario en movimiento

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s